La importancia de los fondos de emergencia para nómadas digitales

Este post se podría llamar de diferentes formas: Cómo sobrevivir a una tormenta financiera en el camino, cómo evitar turbulencias financieras en tu vida nómada, o explorando el mundo sin preocupaciones financieras… Pero al final hemos optado por llamarlo: la importancia de los fondos de emergencia para nómadas digitales. ¿Por qué? Por que creemos que es muy importante.

Viajar por el mundo como nómada digital puede ser una experiencia emocionante, pero también puede ser impredecible. Desde vuelos cancelados hasta reparaciones de emergencia para tu equipo, hay una serie de gastos inesperados que pueden surgir. Es por eso que un fondo de emergencia es una necesidad absoluta. En este artículo, exploraremos por qué es esencial tener uno y cómo puedes empezar a construir el tuyo.

Antes de entrar en materia, vamos a ver en qué consiste este término.

¿Qué es un fondo de emergencia?

Un fondo de emergencia es una cantidad de dinero ahorrado específicamente para emergencias inesperadas. Se supone que este fondo debe cubrir tus gastos de vida durante un cierto período de tiempo sin ingresos, o pagar gastos inesperados que no están cubiertos por tu seguro.

¿Por qué necesitas un fondo de emergencia como nómada digital?

Como nómada digital, eres tanto el empleado como el empleador. Eso significa que si no puedes trabajar por cualquier motivo, no tendrás un ingreso. Además, aunque trabajar mientras viajas puede ser emocionante, también puede ser inestable y está sujeto a una serie de posibles contratiempos.

Aquí es donde entra el fondo de emergencia. Es tu red de seguridad financiera. Es la protección que necesitas para evitar que una pequeña crisis financiera se convierta en un gran desastre. Con un fondo de emergencia, puedes manejar gastos inesperados sin endeudarte o comprometer tu libertad financiera.

Pasos para crear un fondo de emergencia

Vamos a ver cómo crear un fondo de emergencias para viajar por el mundo.

Establece tu objetivo

Antes de embarcarte en la creación de un fondo de emergencia, es vital definir cuánto dinero necesitarás ahorrar. Establecer tu objetivo financiero no es solo una cifra arbitraria; debe ser una cantidad que te brinde la tranquilidad de que puedes cubrir los gastos inesperados mientras viajas y trabajas.

Primero, haz un inventario de tus gastos mensuales básicos. Esto incluye todo, desde alojamiento, comidas, facturas, hasta servicios de suscripción que utilizas para trabajar, como herramientas de gestión de proyectos o software de diseño. Recuerda también considerar costos relacionados con la salud, incluyendo seguros médicos y gastos potenciales de atención sanitaria.

Supongamos que tus gastos mensuales ascienden a 1,500 euros. Como regla general, se recomienda que tu fondo de emergencia tenga suficiente dinero para cubrir de tres a seis meses de gastos básicos. Eso significa que tu objetivo podría oscilar entre los 4,500 y los 9,000 euros.

Por supuesto, este es solo un punto de partida. Es posible que desees ahorrar más si tiendes a participar en actividades de alto riesgo, o si tienes dependientes a tu cargo. O tal vez desees un margen adicional para emergencias profesionales, como la necesidad de reemplazar el equipo de trabajo esencial.

Existen numerosas aplicaciones y herramientas financieras que pueden ayudarte a realizar un seguimiento de tus gastos y ahorros, facilitándote el proceso de creación de un fondo de emergencia. Mint, por ejemplo, es una herramienta que te ayuda a rastrear tus gastos, establecer presupuestos y alcanzar tus metas de ahorro.

Comienza a ahorrar

Una vez que hayas establecido tu objetivo de ahorro, es el momento de empezar a construir ese colchón financiero. Comenzar puede parecer desalentador, especialmente si tu objetivo de ahorro parece una cantidad enorme, pero recuerda que cada pequeño esfuerzo cuenta.

Para comenzar, evalúa tu ingreso actual y determina cuánto puedes razonablemente ahorrar cada mes. Incluso si es un pequeño porcentaje de tus ingresos, es un comienzo. La clave está en la constancia y en hacer del ahorro una parte regular de tu rutina financiera.

Una forma efectiva de comenzar a ahorrar es automatizar el proceso. Muchos bancos ofrecen la opción de transferir automáticamente una cantidad específica de tu cuenta corriente a una cuenta de ahorros cada mes. Si estableces estas transferencias para que coincidan con el día en que recibes tus ingresos, ni siquiera notarás que el dinero se ha ido.

Si estás buscando acelerar tus ahorros, podrías considerar buscar formas de aumentar tus ingresos. Como nómada digital, tienes la flexibilidad de tomar trabajos adicionales o proyectos freelance. Aquí te dejo una lista de trabajos para nómadas digitales que podrían interesarte.

Por otro lado, evalúa tus gastos actuales para ver si hay áreas en las que puedas reducir. Quizás estás pagando por servicios de suscripción que no utilizas a menudo, o puedes reducir los gastos en comidas fuera cocinando más en casa.

Otra forma de impulsar tu fondo de emergencia es a través de la venta de bienes que ya no necesitas. Como nómada digital, seguramente estás acostumbrado a vivir con menos y a deshacerte de lo que no necesitas. Podrías vender esos artículos a través de plataformas online y poner el dinero directamente en tu fondo de emergencia.

🔔 Si no quieres perderte nada, únete en Telegram.

Mantén tus ahorros separados

Una de las claves para mantener intacto tu fondo de emergencia es mantenerlo separado de tus cuentas regulares. Asegúrate de que tu fondo de emergencia no sea fácilmente accesible para gastos diarios. Esto ayudará a evitar la tentación de gastar el dinero que has trabajado duro para ahorrar.

Para ello, considera abrir una cuenta de ahorros dedicada únicamente a tu fondo de emergencia. Algunos bancos ofrecen cuentas de ahorros de alto rendimiento, que además de mantener tu dinero separado, te permitirán acumular intereses con el tiempo. Aunque también puedes usar este banco recomendado para nómadas digitales.

Además, trata de no vincular esta cuenta con tus tarjetas de débito o crédito. Si te esfuerzas un poco más para acceder al dinero, tendrás tiempo para pensar dos veces antes de utilizarlo en gastos no esenciales.

Revisa y ajusta

Crear tu fondo de emergencia no es una tarea que hagas una vez y te olvides. Es importante revisarlo y ajustarlo regularmente para asegurarte de que sigue estando en sintonía con tus necesidades financieras y tu estilo de vida.

Comienza revisándolo cada seis meses o, como mucho, una vez al año. Durante esta revisión, evalúa tu situación financiera actual y cualquier cambio en tu vida que pueda haber ocurrido. ¿Has adquirido nuevas responsabilidades financieras, como una hipoteca o un préstamo estudiantil? ¿Ha aumentado tu coste de vida debido a una mudanza o un cambio en tu situación familiar? Si la respuesta a cualquiera de estas preguntas es sí, entonces es posible que necesites ajustar el tamaño de tu fondo de emergencia en consecuencia.

Además, considera las circunstancias económicas más amplias. En épocas de incertidumbre económica, es posible que desees incrementar tu fondo de emergencia para proporcionarte un colchón de seguridad adicional.

Por último, si has tenido que usar parte de tu fondo de emergencia, asegúrate de reponerlo tan pronto como sea posible. Un fondo de emergencia sólo es útil si está completamente financiado y listo para usarse en caso de necesidad. Recuerda que, como nómada digital, tu capacidad para afrontar imprevistos puede ser crucial, por lo que mantener tu fondo de emergencia en un nivel óptimo debe ser una prioridad.

En conclusión…

El fondo de emergencia es una parte crucial de la vida como nómada digital. No solo te proporciona seguridad y tranquilidad, sino que también te permite tomar riesgos y aprovechar oportunidades sin miedo a lo desconocido. Por ello, tener un fondo de emergencia, o un colchón, es una parte fundamental para mantener tu libertad y estilo de vida mientras viajas por el mundo.

Así que, ¿estás listo para comenzar tu viaje hacia la seguridad financiera? ¡Es hora de empezar a construir ese fondo de emergencia! Y recuerda, no importa lo pequeño que sea al principio. Lo importante es dar ese primer paso y seguir construyéndolo con el tiempo. ¡Felices viajes!

También te puede interesar:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Accede a las mejores oportunidades para Trabajar y Estudiar por el Mundo

* Es necesario aceptar la Política de Privacidad para continuar.

Responsable del fichero: Digital Explorer SL. Finalidad; envío de mis publicaciones así como correos comerciales. La Legitimación; es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaign cuyo titular es Active Campaign LLC, alojada en EEUU y suscrita al EU PrivacyShield. Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos enviando un email a correo@trabajarporelmundo.org o ante la Autoridad de Control Encontrarás más información en (POLITICAS DE PRIVACIDAD)

Descuentos y regalo de bienvenida. Contenido interno exclusivo 

Accede a las mejores oportunidades para Trabajar y Estudiar por el Mundo

* Es necesario aceptar la Política de Privacidad para continuar.

Responsable del fichero: Digital Explorer SL. Finalidad; envío de mis publicaciones así como correos comerciales. La Legitimación; es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaign cuyo titular es Active Campaign LLC, alojada en EEUU y suscrita al EU PrivacyShield. Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos enviando un email a correo@trabajarporelmundo.org o ante la Autoridad de Control Encontrarás más información en (POLITICAS DE PRIVACIDAD)