Compartir
Time Blocking

La batalla para ser más productivo tiene muchos aliados, por ello cada día nacen más técnicas y estrategias para ayudarte a usar el tiempo y cumplir tus objetivos diarios de modo más eficiente, es así como nace el Time Blocking, un método ideal para ser más productivo en la era de las distracciones.

Despídete de las excusas de que el día no tiene suficientes horas o de que tu lista de tareas parece infinita, porque el día de hoy traemos para ti esta guía para ser más productivo con Time Blocking.

¿Todo listo?

¡Comencemos!

¿Qué es Time Blocking?

Es una técnica de productividad y gestión del tiempo que consiste en planificar y dividir en bloques de tiempo todas las fases del día y las actividades que tienes pendientes por realizar, reservando esos espacios para dedicarlos única y exclusivamente a llevar a cabo las tareas asignadas de manera enfocada.

El principal objetivo del Time Blocking a la hora de ayudarte a ser más productivo, es evitar que tu lista de tareas pendientes se mantenga abierta, en su lugar, Time Blocking es una técnica que te servirá para delimitar perfectamente las tareas que realizarás a lo largo de tu jornada de inicio a fin.

Pasos para hacer Time Blocking

Estos son los pasos que debes seguir para realizar efectivamente tu Time Blocking.

Reserva un espacio dedicado a planificar de forma general

La idea de empezar a utilizar Time Blocking es ahorrar tiempo diario para organizar el día, para ello necesitarás designar una hora al inicio o final de tu semana para realizar una planificación del horario general que seguirás en la semana entrante.

Prioriza tus tareas

Una vez que empieces a elaborar tu horario, observa detalladamente cada una de tus tareas y comienza a ordenarlas a lo largo de tus días y semanas por sentido de urgencia y prioridad.

Las tareas prioritarias siempre deben ser aquellas que te ayudan a avanzar de manera considerable en un proyecto, por lo que si quieres ser más productivo usando Time Blocking, una buena idea es abrir el día empezando por éstas.

Aprende a estimar el tiempo

Cuando intentas ser más productivo con Time Blocking, te empiezas a convertir en un ninja de la estimación del tiempo, ya que se supone que deberías anticiparte en saber cuánto durarás realizando una tarea en concreto sin haber siquiera empezado.

Es normal que al inicio tardes más o menos de lo planificado, pero con práctica, aprenderás a ser más preciso a la hora de estimar el tiempo.

Lo mejor es que tu cerebro se acostumbrará a respetar más los espacios que designas para concentrarse bien en realmente cubrirlos de manera enfocada.

Reserva espacios para imprevistos

Uno de los motivos por los que las personas desisten de utilizar Time Blocking como la técnica definitiva para ser más productivos, es que les da la imagen de un método demasiado rígido y estricto, cuando la realizan es que no tiene por qué ser así si no quieres.

Con Time Blocking siempre puedes reservar espacios de tiempo para cubrir imprevistos, desde el bloque que no lograste estimar con precisión y te lleva más tiempo de lo que planeabas cumplirlo, hasta las actividades que surgen de último momento y que no tienes más remedio que llevar a cabo.

El Time Blocking podría ser una técnica para ser más productivo muy realista, pero siempre en función de qué tan realista seas tú a la hora de elaborar tu horario.

Comprométete a trabajar enfocado

Hablando de ser realistas con nuestra gestión del tiempo, una regla muy importante para que Time Blocking resulte ser un método efectivo para ti, es que respetes los bloques de tiempo diseños para cada actividad trabajando con enfoque.

Para ello deberás tener el máximo de responsabilidad y disciplina para evitar las distracciones típicas porque alguien está hablándote, no puedes despegar la mirada del teléfono a las redes sociales o estás realizando más de una tarea a la vez.

Haz visual tu Time Blocking

Los métodos de organización más visuales son perfectos para servir de recordatorio, así que si te interesa ser más productivo con Time Blocking, es bueno aprovechar que tienes la oportunidad de realizar tu propio horario para hacerlo lo más llamativo posible.

Hay muchas herramientas para hacer que esto suceda, como por ejemplo, dividir cada actividad asignando un color específico.

Beneficios del Time Blocking

La técnica de Time Blocking ofrece muchas ventajas que te ayudarán a ser más productivo. Algunas de ellas son.

  • Evita la multitarea: si estamos trabajando con Time Blocking, solo podemos planificar realizar una tarea a la vez.
  • Aumenta la concentración: por el mismo motivo de que cada bloque se centra en una única actividad a la vez, tenemos la oportunidad de enfocarnos mejor.
  • Aplicable a distintas áreas de tu vida: no solo es útil para organizar el trabajo, sino cualquier parte importante de nuestra vida sobre la que queramos tener más control.
  • Equilibra tu vida laboral y académica con tu vida personal: Time Blocking permite poner fecha y hora incluso a las actividades que reservas para desconectar del estrés y los pendientes.
  • Es un método de organización autónomo: si te tomas en serio tu trabajo diario y te gusta tener todo en control, usar Time Blocking como aliado para ser más productivo, te proporciona la autonomía que tanto deseas.

Actividades que puedes realizar aplicando la regla del Time Blocking

Como ya mencionamos entre los beneficios, el Time Blocking es un método para ser más productivo que se puede aplicar sencillamente a cualquiera de las actividades que tienes pensado llevar a cabo en tu vida, desde el trabajo, hasta las obligaciones del hogar que te corresponde cumplir.

Todo puede entrar en tu cronograma con Time Blocking.

Estos son algunos ejemplos de actividades que puedes programar para ser más productivo:

  • Jornada laboral: lectura y respuesta de correos, trabajo enfocado, reuniones o administración de pendientes, etc…
  • Jornada de estudios: lectura, horarios de clases, preparación para exámenes, charla con tutores, etc…
  • Actividades del hogar: limpieza, orden, cocinar, responsabilidades con hijos, mantenimiento, pago de cuentas, etc…
  • Tiempo de socializar: salidas junto a familiares o amigos, visitas, momentos de ocio, etc… Proyectos personales: tiempo de formación e investigación, publicación de tus proyectos, etc…
  • Tiempo de ocio personal: ver series y películas, hacer yoga, jugar a videojuegos, escribir, entre otros ejemplos.

Conclusiones sobre el uso del Time Blocking

Si algo nos demuestra Time Blocking, es que anticipar nunca es una pérdida de tiempo, al contrario, es una forma de invertirlo para que tu yo del futuro te lo agradezca, especialmente cuando has preparado todo para hacer los días más organizados y productivos.

Ahora te toca a ti probar la técnica del Time Blocking para ser más productivo y descubrir, por tu parte, los beneficios que presenta cuando tienes en tus manos la oportunidad de crear tu propio horario y controlar tus decisiones de manera eficaz.

Te recomendamos esta técnica especialmente si eres estudiante, freelance, nómada digital o actualmente estás trabajando y/o estudiando desde casa, ya que te proporcionará las herramientas para ahorrar diariamente esa energía mental que normalmente dedicas a pensar en lo que tienes que hacer, en lugar de empezar a hacerlo.

Para finalizar, ¿cuál es tu técnica preferida para ser más productivo?

¡Te leemos en los comentarios!

También te puede interesar:

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.